fbpx

La Medicina Tradicional China también se puede aplicar en el mundo del deporte de alta competición.

Novak Djokovic es un deportista excepcional, como lo demuestra el ser número 1 de la ATP, pero también es consciente de que nadie se lo va a poner fácil para mantener la posición de liderazgo. Todavía queda temporada por delante; Rafa Nadal sigue apretando y nuevos valores del tenis vienen empujando desde abajo.

Esto le obliga a recurrir a cualquier técnica o disciplina, que le ayude en la recuperación tras el esfuerzo de cada torneo y prepararse para el siguiente. Djokovic echó mano de la Medicina Tradicional China, en concreto de la moxibustión, de la mano de un preparador argentino llamado Ulises Dabio.

La Moxibustión consiste en la aplicación de calor, normalmente sobre los puntos de acupuntura, que se puede hacer con o sin agujas. Con este calor, se consigue tratar molestias o dolores musculares y articulares, agilizando su recuperación. Además de este beneficio directo, está consiguiendo otro indirecto como es reforzar el sistema inmunitario, lo que le ayudará a que su organismo en general pueda responder mejor a posibles agentes nocivos externos.

En palabras del propio Djokovic, según ha publicado en su twitter (https://twitter.com/DjokerNole): “No siempre es agradable, pero es efectivo”.

¡Gracias a Djokovic por compartir una foto, que usamos para ilustrar este post!.

Como vemos están aplicando la técnica habitualmente denominada Moxa con aguja caliente, que consiste en la punción de la aguja de acupuntura con una bola de mogusa (artemisa) colocada en el mango de la aguja. Esta bola es la que se enciende, transmitiendo el calor de dos formas: radiando directamente a la piel en forma de cono y a través de la aguja a niveles más profundos del músculo (en este caso) o del organismo, según donde está colocada.

 

Esta página utiliza cookies y otras tecnologías para que podamos mejorar su experiencia en nuestros sitios: Cuéntame más ACEPTAR

Aviso de cookies